Mediación

Spread the love

Tenemos despacho de abogados en Barcelona pero actuamos en toda Catalunya y España.

 

Siempre que llega un nuevo caso deseamos que nuestros clientes queden satisfechos con los resultados de los procesos legales pertinentes. Llegar a un acuerdo es siempre lo deseable, por ello, en muchas ocasiones y siempre que sea posible y haya adhesión, derivamos a nuestros clientes a un proceso de Mediación para intentar evitar el pleito y lograr que las partes lleguen por sí mismas a la solución de la controversia mediante un acuerdo de Mediación.

 

En iusfamilia trabajamos con total neutralidad intentando acercar a las partes en sus respectivas posturas para lograr la máxima satisfacción posible.

 

Nuestra forma de hacer se basa en la transparencia y la confianza. Iniciamos el servicio con una primera sesión y a partir de entonces elaboramos un presupuesto acordando las formas de pago siempre adaptadas a cada caso, haciendo una previsión de las posibles sesiones a realizar.

¿Exactamente en qué consiste el proceso de mediación familiar?

El proceso de mediación es alternativo al proceso judicial.

La mediación consiste en fomentar el diálogo para que las partes alcancen el acuerdo que quieran, y se hace mediante la intervención de un profesional cualificado (mediador) que actúa como facilitador de la solución de la controversia a la que llegan las partes a través de acuerdos.

Cada una de las partes acude a las sesiones de mediación sin la presencia de su abogado, pero para la suscripción del acuerdo final es preciso la intervención del mismo que asesore acerca de la conveniencia del mismo y su ajuste a la legalidad.

La mediación familiar es un proceso voluntario que busca la solución extrajudicial de los conflictos que surgen en el seno de la familia (en la pareja, en la familia, o en la empresa familiar).

¿Como se desarrolla una mediación?

La mediación cuenta entre la ventaja de ser un procedimiento flexible y sin formalismos, pero ello no quita que sea un procedimiento estructurado que tenga fases que se puedan desarrollar en una o varias sesiones según el caso:

1.- Fase informativa: El mediador transmite a las partes la información relativa al proceso de mediación (características y principios, finalidad, estándares de conducta, los acuerdos y las consecuencias que de estos se derivan, plazos, costes y su reparto, etc…).

2.- Fase constitutiva: Las partes aceptan iniciar el proceso y someterse a la mediación firmando un acuerdo aceptando la mediación.

3.- Fase de mediación: Sesiones conjuntas o individualizadas realizadas de forma estructurada en las que las partes negocian y los mediadores conducen el diálogo. Se proponen alternativas y se alcanzan acuerdos adoptado compromisos.

4.- Sesión final: Es el momento del procedimiento en el que se da por finalizada la mediación, que si acaba con acuerdo deben incorporarse al Acta Final de la mediación para que lo firmen las partes dando su conformidad. Si es sin acuerdo también se razona en el Acta.

5.- Elevación de acuerdos a escritura pública (protocolización u homologación): Los acuerdos alcanzados tienen el mismo valor que un contrato, por lo que puede ser elevado a escritura pública ante notario o homologado por la autoridad judicial de tal forma que adquiera valor de título ejecutivo, lo que significa que cualquiera de las partes puede requerir su cumplimiento judicialmente.

Si deseas información sobre mediaciones en empresa contacta con nuestros abogados especialistas en mediación de empresa.

Mediación
5 (100%) 1 vote[s]